91 737 15 16 info@aenoa.com

Las empresas españolas deben mejorar en la inversión digital. El uso y aprovechamiento de las TIC, como la inversión en I+D+i debe aumentar, ya que ese déficit provoca la ausencia de planes de inversión continuados a lo largo del tiempo, y perjudica a la economía. La transformación digital no es una moda ni una tendencia: es un proceso tecnológico que todas las empresas tendrán que acometer para poder competir. Es decir, las empresas que no se adapten a esta disrupción tecnológica a través de la digitalización, estarán en un serio peligro de desaparecer.

La necesidad de emprender la digitalización para aumentar la competitividad, modernizar el tejido productivo y fortalecer las empresas, debe llevar aparejada compromisos de obligado cumplimiento sobre el empleo y las condiciones laborales de las personas trabajadoras. Por ello, es importante poner en marcha planes masivos de formación digital en las empresas al objeto de cualificar a millones de trabajadores, dotándoles de la empleabilidad necesaria para el trabajo del futuro.

Al mismo tiempo se debe reformar las Políticas Activas de Empleo para dar empleabilidad a través de la formación digital a las personas desempleadas, con planes dotados de financiación adecuada. Las empresas y ocupados necesitan una estabilidad en la políticas de formación, con unos planes o convocatorias que se publiquen cada año, y se alejen de la incertidumbre y de los cambios basados en planteamientos políticos.

Debe aumentar la presencia de las tecnologías como el cloud computing, el big data, los robots, inteligencia artificial, o las impresoras 3D.

Hoy, 107 millones de ocupados no se forman nunca en competencias digitales, además un 30% de la población no es capaz de manejarse en entornos digitales tan comunes hoy en día como las redes sociales o software de uso laboral.

A pesar del uso de ordenadores, móviles y conexión a Internet, es desaprovechada de forma generalizada y apenas alcanza a la mitad de los ocupados. Sólo el 60% usan un ordenador conectado a Internet como parte de su trabajo y únicamente a la mitad se las dota de algún dispositivo móvil con conexión digital. La formación en TIC se encuentra en el peor de los últimos años.

Pin It en Pinterest